miércoles, 12 de noviembre de 2008

Familiares de vecinos de Arándiga (Zaragoza) asesinados en 1936 les rendirán un homenaje el próximo sábado

_

Memoria.- Familiares de vecinos de Arándiga (Zaragoza) asesinados ...

Familiares de vecinos de Arándiga (Zaragoza) asesinados en 1936 les rendirán un homenaje el próximo sábado
ARÁNDIGA (ZARAGOZA), 11 Nov. (EUROPA PRESS) -
Familiares de ocho vecinos de la localidad zaragozana de Arándiga (Zaragoza), asesinados el 25 de agosto de 1936 tras el golpe de Estado franquista, les rendirán un homenaje el próximo sábado, 15 de noviembre, en el cementerio de la localidad.
La portavoz de los familiares y nieta de uno de los ocho fusilados, Eva Martínez, explicó en declaraciones a Europa Press que el acto del sábado será "un acto familiar, porque enterraremos a nuestros familiares, pero abierto a todos los que nos quieran acompañar", porque ésta es "la manera que concebimos de recuperar la memoria".
Así, se ha convocado a todas las asociaciones y personas que trabajan por recuperar la memoria histórica a participar. Será a las 11.30 horas, en el Cementerio Municipal de Arándiga, aunque los familiares se reunirán media hora antes en el punto kilométrico 61 de la carretera A-2302, a su paso entre Arándiga y Nigüella.
Allí permaneció durante décadas la fosa común en la que los ocho hombres, en su mayoría responsables del sindicato UGT y cargos políticos en el consistorio, fueron enterrados.
Esta ubicación, cerca del municipio, permitió que "siempre supiéramos dónde estaban nuestros familiares y quiénes eran" y ahora se trata de propiciar "la restitución moral en la familia y en la sociedad" tras años en el olvido.
Eva Martínez señaló que ésta fue la primera fosa que se exhumó en Zaragoza y la segunda de la comunidad aragonesa y, "que sepamos, en Aragón nunca se ha hecho un acto de este tipo", como el que se desarrollará el sábado.
SERVIR DE EJEMPLO
La portavoz de los familiares consideró que su iniciativa puede servir de ejemplo a "muchísimas familias que están perdidas" y que ni siquiera saben como iniciar los trámites para conocer dónde descansan sus familiares.
Ésta es "una forma hacer camino, trasladando a la sociedad que hay una parte de la historia que estaba en el olvido y queremos poner esa ficha del puzzle y contribuir" para recuperarla.
Además, y a nivel personal, Eva Martínez aseguró albergar un "sentimiento de profunda alegría y emoción" al poder enterrar el próximo sábado a su abuelo en el cementerio municipal.
"Cuando muere un familiar, se le entierra en uno o dos días, pero en nuestro caso éste era un sentimiento anhelado" y para hacerlo realidad se ha tenido que pasar por "una investigación larga" y complicada, ya que "es difícil que exhumen una fosa porque no hay medios y las instituciones hasta ahora no ayudaban".
Por tanto, "siento una alegría enorme, porque siento que tengo el deber moral como familiar y como ciudadana de este país" de recuperar esta parte de la historia que había sido silenciada y que "lejos de reabrir heridas", produce el efecto contrario, opinó.
"La herida siempre ha estado abierta y lo que hacemos ahora es curarla, desinfectarla y cerrarla, llevando a nuestros familiares, con amor y con el honor que se merecen, a un sitio digno como son los cementerios", otorgándoles de nuevo "la identidad que les arrebataron".
De este modo, y aunque los restos de los fallecidos están individualizados, "haremos la inhumación conjunta y pondremos en el lugar una placa conmemorativa con sus nombres y con un texto que recuerde para siempre los valores democráticos y de justicia social que defendían y por los que les arrebataron la vida".
VÍCTIMAS DEL FRANQUISMO
El 25 de agosto de 1936, tras el golpe de Estado franquista, fueron asesinaron ocho vecinos de Arándiga que se habían destacado por contribuir al progreso del municipio y por haber defendido los valores democráticos de la República, según precisaron los familiares.
Otros vecinos de esta localidad fueron obligados a presenciar estos hechos y a cavar la fosa común donde los ocho asesinados fueron arrojados.
Los hombres que perdieron su vida aquel día fueron Cipriano Cabello Royo, de 38 años, presidente de la Junta Directiva de UGT en Arándiga y alcalde del municipio; Tomás Lafuente Gracia, de 28 años, vicepresidente de la Junta Directiva del sindicato; y Raimundo Marín Domingo, de 39 años, contador de UGT y responsable de la Bolsa del Trabajo.
También, Francisco Martínez Andrés, de 32 años, vocal de la Junta Directiva de UGT de Arándiga y regidor segundo del Consistorio; Antonio Ostáriz Gil, de 27 años, tesorero de UGT y regidor primero del Ayuntamiento; José María Pallarés Trasobares, de 33 años, vicesecretario de la Junta Directiva de UGT y regidor síndico del Ayuntamiento; Antonio Roy Jiménez, de 48 años, vocal de UGT; y José María Trasobares Royo, de 27 años.
Los familiares de los republicanos marcaron el lugar donde se encontraba la fosa común en la que fueron enterrados y, durante todos estos años, la adecentaron y conservaron.
En octubre de 2007, 71 años después de aquel suceso, la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica, a petición de los familiares de las ocho víctimas, llevaron a cabo los trabajos de exhumación de la fosa común. Finalmente, este sábado los familiares rendirán a las víctimas el homenaje que merecen.
APOYO A GARZÓN
Eva Martínez se refirió a la decisión de la Audiencia Nacional de paralizar las exhumaciones de fosas ordenadas por el juez Baltasar Garzón, quien se declaró competente para investigar la desaparición de víctimas del franquismo.
A su entender, cuando el juez inició este proceso "lo viví con mucha alegría y entusiasmo porque es una forma de manifestar que las instituciones no ponen cartas en el asunto" ya que, a pesar de estar en vigor la Ley de la Memoria Histórica, ésta "no se aplicaba".
Asimismo, estimó que el hecho de que Garzón "judicialice el asunto, que había que judicializar, y su auto hable de que no hay duda de que se trata de delitos contra la humanidad y que fue un exterminio y un genocidio es importantísimo". Por eso, "vemos mal que el ministerio fiscal, que debe esclarecer los delitos, esté obstaculizando esta labor judicial".
La portavoz de los familiares de las víctimas de la represión en Arándiga aclaró que el homenaje que realizarán el sábado es independiente de este proceso iniciado por Garzón, ya que se había organizado un mes antes de que el juez se declarara competente para investigar las desapariciones, y, por tanto, no se hará mención a esta cuestión durante el acto.
Sin embargo, precisó, "como familiares, todo lo que contribuya a que se haga justicia, lo apoyaremos, y con todo lo que obstaculice este objetivo, estaremos en contra". En su opinión, "Garzón ha dado un paso adelante y la Audiencia un paso atrás".
_

1 comentario:

marola77 dijo...

Queridos amigos, me gustaría que me informarais de este evento soy de Barcelona, pero me interesa mucho el tema de la Memoria histórica. Me gustaría escribir algo sobre vuestros desaparecidos, y sobre este tema, que es lo que piensa la gente de vuestro pueblo. Esperando vuestras noticias os mando un saludo cordial. Marian

¿DONDE ESTA?

¿DONDE ESTA?
IN MEMORIAN